Todo lo que necesitas saber sobre el sexo anal

El sexo anal puede ser una práctica muy excitante y placentera. Pero para poder conseguir este placer hay que hacerlo bien.El sexo anal no tiene nada que ver con la orientación sexual, tanto hombres como mujeres, pueden disfrutar de este tipo de sexo.

Disfrutar los dos del sexo anal

Además, te permitirá conseguir un mayor nivel de intimidad con tu pareja. Conocer el cuerpo es una de las partes más importantes, autoexplorar la zona y acariciarla hará más fácil la penetración.

El juego previo es muy importante. Sin duda, no hay algo que excite más que una caricia.

Descubre todo lo que puedes realizar con tu pareja en nuestro artículo de ideas para preliminares originales.

Por eso debemos ponerlo en práctica también antas de realizar sexo anal, para así excitar en mayor medida a nuestra pareja.

Las caricias se pueden convertir en los preliminares o hacerlas como complemento de cualquier otra práctica, como el sexo oral.

Empezar dando sexo oral en la vagina y luego en el ano puede lograr un grado alto de excitación.

Es curioso saber que la zonal anal está plagada de nervios y por eso el roce y las caricias suele ser el inicio de la excitación.

La mayoría de gente no llega a realizarlo porque piensa que es doloroso, y sobre todo la primera vez que se realiza. Sin embargo, si las caricias se hacen con delicadeza no tiene porque ser una práctica dolorosa.

¡Ojo! Cuidado…

Lo que si que debemos de tener en cuenta, son las precauciones higiénicas que hay que tomar cuando practiquemos sexo anal.

Es recomendable utilizar jabón para el área genital y evitar los que sean perfumados, ya que estos pueden resecar el área y propiciar infecciones.

La proximidad del ano y el clítoris y las caricias entre los miembros de la pareja durante el sexo anal, pueden provocar una propagación de bacterias.

Para el hombre, la sensibilidad anal es muy similar a la del pene, por eso a muchos les gustan los tocamientos anales: a los heterosexuales también.

Ella debe de estar lo más relajada posible y respirar profundo. Quien recibe la penetración debe tener el control, si es algo que le está incomodando, ambos deben parar.

La persona que recibe el sexo anal es la que se va a mover, decide el ritmo, qué tan profunda puede ser y es la que se va a mover ante la penetración.

Es importante recalcar que no siempre las primeras veces se obtiene un resultado placentero.

Para tener sexo anal placentero, lo ideal es estar relajado para que pueda haber una penetración sin dolor.

Share:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn

Deja una respuesta

más

Posts relacionados

Call Now Button
Abrir chat