Paquete 100% DISCRETO | Envío GRATIS desde 49€

Paquete 100% DISCRETO
Envío GRATIS desde 49€

Fetichismo, ¿Hay diferencias entre hombres y mujeres?

La respuesta es no, evidentemente cada persona es diferente independientemente de su sexo pero hoy, como curiosidad, queremos contaros cuales son las más frecuentes, según las estadísticas entre los hombres y las mujeres. Aunque ¿Sabemos realmente qué es un fetiche? ¿La diferencia entre fetichismo y fantasía? Pues vamos a ponernos al día:

 

¿Fantasía o fetiche?

 

Una fantasía sexual es algo en lo que inviertes mucho tiempo mientras tienes sexo o te masturbas. Una representación mental creada por tu subconsciente que ayuda a excitarte poniendo en marcha tu imaginación.

Un fetiche, sin embargo, es algo que tiene que estar presente para que disfrutes de las relaciones sexuales y alcances la excitación o el orgasmo. El fetichismo consiste en la excitación erótica a través de un objeto determinado o una parte del cuerpo en particular.

Los objetos fetiches más frecuentes suele ser la ropa interior, minifaldas, guantes, tacones e incluso uniformes de trabajo. Pero profundicemos más en ello…

 

 

Los fetiches más comunes para hombres y mujeres

 

Los fetiches femeninos más frecuentes, aquellas particularidades masculinas que nos encienden el apetito y despiertan nuestro deseo sexual son:

  1. Traje, esmoquin o uniforme:Todas (o la gran mayoría) sentimos, al menos un cierto interés, hacia bomberos, policías, médicos. ¿Por qué? Por su asociación involuntaria con los valores que transmiten: fuerza, agresividad, confianza, madurez, poder…atributos que convierten a los uniformes en un fetiche o símbolo erótico que muchas veces puede ayudar a motivar una relación sexual como si fuese un juguete erótico más.

 

  1. Los hombres altos y, por pedir…con barba y tatuajes:Mera selección natural. Un hombre alto da la imagen de virilidad (algo a lo que se asocia la barba) y protección. Si no, que se lo pregunten a Hayden Pannetiere y su prometido Wladimir Klitschko, quien mide ¡1.98! o a Kim Kardashian durante su matrimonio con el jugador de baloncesto Kris Humphries de 2,06 metros de altura. ¿Y los tatuajes? Son uno de los fetiches femeninos por excelencia. Un “chico malo” tiene el poder de atraer al 80% de las mujeres y los tatuajes son un distintivo asociado a estos.

 

  1. ¿Menores o mayores?Pues, para gustos los colores. La edad puede ser un fetiche también para las mujeres. Algunas prefieren a los hombres mayores, con experiencia y un aire de misterio, por lo contrario otras prefieren a hombres jóvenes llenos de energía con los que ejercer el rol dominante y experimentado.

 

  1. Agua, rayos y truenos. El agua es un fetiche popular para hombres y mujeres. Una ducha, un grifo o la ropa mojada pueden funcionar en este fetiche. Algunas mujeres incluso se pueden encontrar excitadas por el sonido de los relámpagos.

 

 

En cuanto a los fetiches más recurrentes entre los hombres los cuatro más comunes son:

 

  1. Voyeurismo: El voyeurismo es un fetiche que gira alrededor de ver a gente teniendo sexo o desnudos, ya sea en la vida real o mediante una pantalla. Buen ejemplo de ello es que el 30% de la información transferida en internet el año pasado fue sólo porno.

 

  1. Dominación y sumisión. La dominación y sumisión son parte del imaginario común, especialmente desde hace unos años con la explosión del fenómeno 50 Shades of Grey. En nuestro post “Dominancia y sumisión” tienes más detalles.

 

  1. Piercings en el cuerpo. Si en el caso de las mujeres hablábamos de tatuajes, en el caso de los hombres hablamos de la fascinación por los piercings. Éste es un fetiche muy popular e incorpora desde ombligos perforados hasta cejas, penes y pezones. La gente que tiene piercings generalmente se siente atraída a otros con piercings provocativos. Sólo ver a otra persona con piercings puede ser suficiente para excitarse, pero también puede ser la sensación de un objeto frío y metálico contra el cuerpo que incrementa la adrenalina.

4. Látex. En el fetichismo por el látex el deseo gira alrededor de laropa de látex, ya sea para vestirla, interactuar con personas que la visten, o por las piezas de ropa en sí mismas. Tanto este material como el cuero están íntimamente asociados con el mundo del bondage. Si quieres saber más, te lo contábamos en “Sexo con látex: Excitación en cada roce”

 

¿Te sientes identificad@ con alguno de ellos?

Share:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn
más

Posts relacionados

Fantasías sexuales en casa

Sabemos que está siendo una temporada dura para todos, por eso desde Regalo Erótico queremos animaros a que pongáis en práctica nuevas fantasías sexuales para

Call Now Button
Abrir chat